Publicado el 03/02/2020

Encuentro con Fernando Baena

Fecha Resumen

El pasado viernes 29 de noviembre a las 20h,  tuvo lugar una performance titulada: La pantalla, de Fernando Baena. En aquella ocasión le acompañó la artista performer Marianela León.

Fernando Baena es un artista que cuenta con una larga trayectoria que abarca diversos modos de expresión: performance, instalación, vídeo y fotografía. Podéis ver detalles de su obra en su página web.

A continuación, él mismo nos presenta su trabajo:

La performance será realizada por dos personas que realizarán sus acciones interactuando en contadas ocasiones. Como fondo de la acción y elemento principal se proyectará el vídeo El sueño de Courbet. Trabajaremos sobre dos claves de lectura del esquema lacaniano de la sublimación en base a la relación entre el objeto y el vacío (la ausencia, lo irrepresentable).

La primera concibe el vacío como lugar pre-existente y condición de la representación artística. La sublimación consistiría en “elevar” un objeto a ese lugar.  Se privilegia así la noción de imagen como velo o pantalla que nos distancia del horror del vacío. Para Jean-Luc Nancy, el objeto a no tiene sólo una faz negativa puesto que en tanto objeto de la pulsión produce un exceso en términos de goce, de reserva libidinal. La segunda invierte la dirección de la argumentación: la presencia del objeto -o el producto artístico en general- sería lo que haría posible postular retroactivamente la existencia del lugar vacío. La sustracción o espaciamiento de un elemento permitiría sostener la diferencia garantizando de modo precario el vacío. Según Žižek, el intento de rasgar la pantalla o imagen y desenmascarar lo real muestra su reverso inconsciente: se trataría de ofrecer el propio cuerpo para el goce del Otro, para horadar en él un agujero que garantice el lugar vacío. La imagen ya no sería velo, sino escena y presencia material del cuerpo.”

Diálogos con el arte “es un Espacio abierto del Foro Psicoanalítico de Madrid donde interrogar, de la mano de artistas y psicoanalistas, aquello que del arte nos mira y sorprende, embriaga, atormenta, conmueve, alegra, calma, angustia, ilumina cuando estamos ante una obra que lo es” escribió María Luisa de la Oliva, al fundar, en el mes de octubre de 2011 este Espacio.

En esta nueva fase de Diálogos con el arte vamos a abrir la nueva sede – que compartimos con el Colegio de Psicoanálisis – al encuentro en acto entre arte y psicoanálisis, apuntando a lo que tienen en común: una experiencia en la que está en juego una ética.

No  se  trata  de  programar  exposiciones  sino  de  propiciar  dicho  encuentro produciendo nuevos eventos, a partir de las propuestas que, interesando al arte y al psicoanálisis, se presenten a la nueva Comisión de organización 1 ,  con un desarrollo y un  comisariado.

No  pretendemos  hacer  psicoanálisis  aplicado  al  arte.  “El  psicoanálisis  solo  se aplica, en sentido propio, como tratamiento y, por lo tanto, a un sujeto que habla y oye”, afirmó Lacan, recordando con Freud que: “en su materia, el artista siempre le lleva la delantera, y que no tiene por qué hacer de psicólogo donde el artista le desbroza el camino”.

El psicoanálisis se interesó por el arte desde su inicio. En La interpretación de los sueños Freud cuentaque,  leyendo La Gradiva, descubrió  varios  sueños “construidos de forma totalmente correcta y que admitían interpretación, como si no hubieran sido inventados sino soñados por personas reales”. Interrogado el  autor, W. Jensen, respondió que, al escribir su obra, desconocía por completo el trabajo de Freud. “Esta coincidencia entre mis investigaciones y la creación poética ha sido utilizada por mí como demostración de la exactitud de mi análisis onírico” afirmó Freud.

Este es el primer acto de esta nueva andadura. Dialogaremos sobre “Lo que el arte muestra al psicoanálisis” a partir de tres obras de los artistas: María Lara, Juan Bordes y Manolo Quejido, que exponemos en la sede y las reflexiones de los psicoanalistas: Sol García, Nieves González, Félix Recio y Carmelo Sierra, que participarán en una mesa redonda el día de la inauguración, 9 de abril, y cuyas intervenciones aparecerán publicadas en nuestra página web.  Las obras estarán expuestas hasta el 30 de junio.